Páginas

viernes, 14 de febrero de 2014

Pastel de carne


El pastel de carne es quizás uno de mis platos preferidos, es una receta no demasiado complicada y de la que pueden llegar a salir muchos platos, por lo que es ideal si queréis invitar unos amigos a casa o para llenar unos cuantos tuppers para el trabajo. Y os aseguro que no os quedaréis con hambre :)



Aquí va mi versión de esta archiconocida receta!

Ingredientes:
  • Una cebolla (yo suelo utilizar de las secas)
  • Una zanahoria
  • Un pimiento verde
  • Un pimiento rojo
  • Un diente de ajo
  • Una hoja de laurel
  • Puré de patata (en polvo)
  • 200gr de carne de ternera picada
  • Una lata de tomate triturado (400gr)
  • Queso (mezcla cuatro quesos para fundir)
Preparación:

Empezaremos por lo básico... el sofrito. Para ello ponemos en una cazuela un poco de aceite y doramos el ajo bien picadito. Casi al momento (para que no se nos queme el ajo) echamos el resto de hortalizas junto con un poco de sal y la hoja de laurel.


Podemos echarle un chorrito de vino (blanco o negro) si tenemos a mano una botella abierta. A mi me gusta tener siempre una de blanco y una de tinto, de los baratos, reservadas para cocinar. Cuando las hortalizas ya no estén duras, echamos la carne picada, dejaremos que se dore y echaremos media lata de tomate triturado. Bajamos el fuego y lo dejamos que se vaya cocinando a fuego lento.


Me gustaría hacer una pequeña aclaración sobre la carne picada... cada vez es mas habitual comprar carne en los supermercados aún a pesar de que no tienen carnicería. La carne envasada está pegando fuerte. Resulta muy cómodo comprar una bandejita de carne picada, unas chuletas y alguna cosa más sin tener que hacer cola... En el caso de la carne picada, nos vamos a encontrar (la mayoría de las veces) que no es carne picada... si no "preparado cárnico" que, por lo general, llevará conservantes.

Mi consejo? No cuesta nada acercarse a una carnicería (o buscar un super con carnicería propia) y pedir un poco de carne picada. La picarán al momento y con trozos de carne que nosotros podemos escoger, por lo que nos estamos asegurando un producto de mejor calidad y sabor.

Mientras el sofrito se acaba de hacer, aprovechamos para ir preparando el puré... evidentemente, el plato lo bordaría herviendo unas patatas y haciendo nosotros el puré, pero en este caso he optado por el típico preparado en polvo, así que basta con añadir un poco de leche y listo.


Con el sofrito y puré preparados, ya nos queda el último paso... prepararlo para el horno! Pondremos el sofrito en una bandeja para el horno y lo cubriremos todo con el puré de patata. Una vez cubierto, que cada uno elija su combinación preferida de quesos! En mi caso he utilizado una de esas bolsas que traen mezcla de quesos (especial para gratinar).


Como el sofrito ya está cocinado, lo único que tendremos que hacer es gratinar el queso... así que iremos vigilando el horno hasta que el queso está más o menos tostado. A gusto del consumidor!


Y ya tenemos listo nuestro pastel de carne. Vale, reconozco que la foto no es la mejor de la historia... pero os aseguro que de sabor estaba increíble!!! Y al día siguiente, fue la envidia de todos los tuppers de la empresa ejeje

Buen provecho!